Filosofía

Inicio Metafísica Dualismo antropológico

Dualismo antropológico

Publicado por Esteban Galisteo Gámez

La teoría según la cual el ser humano tiene una doble naturaleza, una naturaleza material y otra inmaterial, recibe el nombre de dualismo o dualismo antropológico. En sí misma, esta teoría es muy antigua y parece perenne, así que ya que todo indica que esta teoría vivirá con nosotros hasta el fin de los días, vamos a conocerla en profundidad.

Motivaciones del dualismo antropológico

dualismo antropológico

El dualismo antropológico no surgió porque un buen día había un filósofo aburrido que pensó en ello y escribió un libro de 1.000 páginas. Las razones fueron de otra índole. Resulta que a principios del siglo XVII, de la mano de Galileo Galilei, se empieza a comprender el mundo físico, el cual funciona mecánicamente. El problema es que la subjetividad, la conciencia, las emociones y las creencias son difíciles de situar en el mundo material, por lo que la idea de otro tipo de sustancia estaba servida, sobre todo porque, de alguna manera, hay que situar la subjetividad, la personalidad, las creencias, etc. en el mundo físico en el que vivimos.

La raíz del dualismo antropológico

Descartes fue el defensor más famoso de esta teoría y para defenderla se hizo eco de un hecho, a saber, que podemos concebir que nuestro cuerpo y nuestra mente pueden existir separadamente. Su ejemplo favorito era la muerte. Lo que Descartes deducía de aquí es que si es posible concebir que mente y cuerpo pueden existir separadamente, entonces la mente y el cuerpo no son idénticas.

Dualismo de sustancias

El dualismo de sustancias es la versión fuerte del dualismo antropológico. Esta fue la defendida por Descartes y la versión más famosa. Según este punto de vista, el ser humano está compuesto por dos tipos de sustancias. Por un lado, la mente inmaterial y por otro el cuerpo material. Ambas son, como hemos dicho más arriba, sustancias cuya existencia puede ser concebida separadamente y esto es así porque son esencialmente distintas.

El dualismo de sustancias, a pesar de ser la versión más famosa del dualismo antropológico, está hoy en día en crisis. Es decir, hoy en día es raro que a nivel académico alguien crea en el dualismo de sustancias. Otra cosa es el hombre de la calle.

Dualismo de propiedades o teoría del doble aspecto

El dualismo de propiedades o teoría del doble aspecto es la versión del dualismo antropológico según la cual no hay dos sustancias distintas, mente y cuerpo, sino más bien una única cosa: la persona, la cual tendría dos tipos de propiedades irreductibles: las propiedades físicas (extensión, altura, etc.) y las propiedades mentales (creencias, experiencias, etc.). Desde este punto de vista, la causación mental y física serían compatibles, ya que esta concepción permite que las causas de las acciones sean describibles bajo dos aspectos: bajo el aspecto de un suceso físico cerebral y bajo el aspecto mental (una emoción, por ejemplo).

Contra el dualismo antropológico

A pesar del descafeinado dualismo de propiedades, lo cierto es que el dualismo es muy criticado a día de hoy. Así, Gilbert Ryle atribuyó esta teoría a un error categorial, llamándola el «dogma del fantasma en la máquina». Y otras concepciones, como el materialismo y el conductismo, se han opuesto frontalmente contra el dualismo antropológico.

Categorías: Metafísica