Filosofía

Inicio General Anaximandro de Mileto y el «Apeirón»-Parte II

Anaximandro de Mileto y el «Apeirón»-Parte II

Publicado por Malena

Tabla de contenidos de Anaximandro de Mileto y el "Apeirón"

  1. Anaximandro de Mileto y el «Apeirón»-Parte I
  2. Anaximandro de Mileto y el «Apeirón»-Parte II

Anaximandro de Mileto y el "Apeirón"-Parte II

El “Apeiron” es la fuente inagotable de energía y movimiento que garantiza la transformación.

Al igual que las ideas filosóficas de Tales, la filosofía de Anaximandro también proviene de la mitología, en este caso considerada una racionalización del esquema cosmogónico de los órficos. El hecho que Anaximandro hable de un gónimos (germen de lo caliente y de lo frío) segregado del seno del Apeirón, nos da la idea de la semejanza con el huevo órfico y con la noche de la mitología órfica.

Como discípulo de Tales posee una postura crítica de su maestro dedicándose al desarrollo de su racionalismo implícito.

Anaximandro reflexiona sobre los problemas que tiene su maestro al racionalizar las ideas míticas de Homero y Hesíodo; y el Orfismo le sirve como nuevo material de experiencia para el ajuste de las ideas resultantes.

La actividad filosófica va ligada a la idea de reflexión y a la de escuela filosófica; y el concepto de escuela filosófica supone una sabiduría sobre la cual reflexionar.

Una de las diferencias entre las escuelas filosóficas griegas y las escuelas de pensamiento orientales es que el modelo oriental, como por ejemplo las escuelas de Babilonia y de Egipto, tiene un carácter aristocrático, donde la sabiduría está encomendada a una casta sacerdotal; en tanto que el modelo griego tiene un carácter urbano, laico y secular.

Pero la principal diferencia entre ambas es que, mientras las escuelas orientales tienen un carácter tradicionalista, pues en ellas tratan de permanecer fiel a las palabras del maestro y a los métodos filológicos, en las escuelas griegas tienen un carácter progresista, en las que la relación entre los miembros de la escuela es la crítica del discípulo al maestro.

El modelo Helénico de escuela filosófica es además plural e incluye al menos dos modelos, el milesio y el pitagórico.

El modelo de Mileto es un comienzo de institución científica que sería el antecedente del Liceo de Aristóteles. El modelo de pitagórico anticipa la Academia Platónica, que prefigura más bien un partido político, como escuela de vida. Ambas instituciones son el antecedente de nuestras actuales universidades.

El pensamiento de Anaximandro sería un racionalismo crítico del monismo de Tales y la característica común sería el grupo de transformaciones.

Concibe a nuestro planeta como eje del cosmos, moviéndose libre en una vastedad sin fin, sostenida únicamente por un equilibrio dinámico compensatorio con los demás cuerpos celestes.

Considera que los seres vivos emergen del barro cuando va perdiendo su humedad y los humanos nacen de ellos pero ya maduros.

El cosmos de Anaximandro es de un equilibrio inestable y concluye que por ello el mundo es injusto, debiendo retornar al Apeirón según el orden del tiempo.

Categorías: General