Filosofía

La Política

Publicado por Malena

La política es el arte del poder y el origen del Estado, que es necesario para mantener la organización social y el orden.

El hombre es un ser social por naturaleza y la sociedad organizada es una institución natural. Esta ha sido la doctrina de Platón y Aristóteles.

El hombre también se desarrolla en una sociedad como persona individual, sirviendo a la comunidad con sus talentos y dones naturales.

la política

Es Estado es el encargado de administrar los recursos, de intervenir en los conflictos internos y externos, de ocuparse de los problemas de intereses, de negociar y vincularse con otros países, de proteger al pueblo, de fomentar la educación, de cuidar la salud y la seguridad de los ciudadanos.

Mediante la política se gestionan los conflictos en forma pacífica y se puede expresar la voluntad popular.

La política supone la existencia de acuerdos y desacuerdos, de periódicas luchas por el poder y el necesario cambio de autoridades, siendo tarea del gobierno garantizar las libertades individuales.

La política genera conflictos y provoca oposiciones, que es el derecho que tienen los ciudadanos de participar con su opinión, porque si no hay oposición tampoco hay política.

Como ciudadanos, todos tenemos que participar en política desde nuestro lugar, y de hecho, el derecho de votar es la forma de participación por excelencia, mediante el compromiso con una ideología o filosofía de acción y la confianza en personas honestas y decididas que participan de las mismas ideas.

Sócrates se ocupa del aspecto ético de la política y de la importancia que representa para el pueblo saber lo que es el Estado y lo que significa ser ciudadano, porque ese conocimiento es la mejor manera de cuidarse del poder político y el mejor medio para la acción ética.

Para Sócrates existe una estricta relación entre el saber y la ética, porque el que conoce la rectitud también se conducirá con rectitud, ya que elige el mal por el mal mismo, sino por no saber.

Sócrates está convencido que el conocimiento es la verdadera convicción personal.

Para Platón, la política también está en íntima relación con la ética, porque hay un código moral absoluto tanto para el individuo como para el Estado, y los principios son los mismos.

Platón reconoce que ningún gobierno en el mundo encarna el principio ideal de justicia, pero lo que a él le interesa no es el Estado empírico sino cómo debería ser.

Según este filósofo, dirigir un Estado debería ser una ciencia, pero en la vida real se da cuenta que los estados que conoce son defectuosos; por esa razón le da la espalda a la carrera política y se dedica a enseñar el arte ideal de gobernar.

En un principio Platón se había ilusionado con la política pero el torbellino de la vida pública y los vaivenes de las diferentes corrientes de pensamiento, le provocaron vértigo y entonces decidió alejarse.

Para él, los únicos verdaderos buenos gobernantes tienen que ser los puros y auténticos filósofos.

El Estado es necesario para servir al hombre, y el fin de vivir en una comunidad es satisfacer las necesidades comunes, o sea un propósito económico de donde surge el principio de la división y la especialización del trabajo; donde cada persona deberá servir a la comunidad haciendo lo que sabe.

Fuente: “Sócrates y Platón-Vida, pensamiento y obra”, Colección Grandes Pensadores, Edición Planeta DeAgostini, 2007.

Categorías: Filosofía y Sociedad