Filosofía

Inicio Filosofía Griega Filosofía de Aristóteles

Filosofía de Aristóteles

Publicado por Malena

Lo que la ciencia comprueba hoy por experimentación, los filósofos antiguos lo sabían por intuición.

Para Aristóteles la sabiduría no tiene fines prácticos sino que intenta descubrir los principios de la realidad, las primeras causas; es una ciencia que busca el conocimiento en sí mismo.

Filosofía de Aristóteles

El hombre comenzó por admirar la realidad y luego trató de explicarla y así nació la filosofía.

La metafísica para Aristóteles es la sabiduría por excelencia y es un conocimiento universal, el más difícil, porque es la ciencia más abstracta que existe y la que menos depende de los sentidos.

Aristóteles, al igual que Platón, estaba convencido de que el objeto del conocimiento científico es el universal y este universal es real, tiene realidad no sólo en la mente sino también en las cosas, aunque su existencia en la cosa no tenga la universalidad formal que tiene el entendimiento.

Por ejemplo, los seres individuales forman parte de una misma especie, son sustancias reales, pero no participan de un universal real, objetivo. La ciencia se ocupa del elemento universal que hay en las cosas, es decir, de la similitud específica.

Este principio formal merece el nombre de sustancia sólo en un sentido secundario porque el elemento esencial posee una realidad superior a la del individuo y puede ser objeto de la ciencia.

Lo que hace que un individuo sea sustancia de tal o cual especie es el elemento universal, la forma de la cosa, que el entendimiento abstrae.

Para Aristóteles el término sustancia tiene dos sentidos, la sustancia individual, compuesta de materia y forma y el elemento formal o la esencia específica que corresponde al concepto universal, con relación a nosotros, que no significa que sean tales en naturaleza, dignidad o tiempo.

La sustancia verdadera es para Aristóteles principalmente forma, inmaterial y pura. Son las sustancias primeras, independientes de la materia, como Dios, las inteligencias de las esferas y en el hombre, el entendimiento.

La metafísica por lo tanto equivale a la teología, porque la materia es ininteligible sólo la forma es inteligible.

Aristóteles reconoce cuatro principios: la materia, la forma, la fuente del movimiento, la causa eficiente y la causa final.

El movimiento es un hecho en el mundo. Aristóteles nos dice que tiene que haber un fundamento en la acción de cambiar, porque siempre hay algo anterior en potencia que se modifica y que por la acción de alguna causa eficiente recibe una nueva actualización.

Las acciones siempre se dan sobre algo definido, pero esta materia prima no existe en cuanto tal sino que siempre existe en conjunción con la forma que es la que le da el carácter.

La materia prima es un elemento que tienen todos los cuerpos, un poder de transformación, una pura potencialidad.

Existen pues tres factores del cambio, la forma, la materia y la privación o exigencia necesaria para que se de el cambio.

De manera que dos personas pueden ser idénticas en cuando a su esencia o naturaleza humana pero se diferencian porque la materia informada es diferente.

Para Aristóteles, el primer motor inmóvil es inmaterial y tiene que ser numéricamente uno.

El individuo por lo tanto, no es enteramente cognoscible, no se lo puede definir pero se los puede aprehender por intuición o percepción.

El acto, dice Aristóteles, es primero que la potencia, porque el acto es el fin, aquello para lo cual existe o se adquiere la potencia. Lo que es eterno, imperecedero, es actual en el más alto sentido.

Las cosas eternas, dice Aristóteles, han de ser buenas, no puede haber en ellas defecto ni maldad o perversión. No puede existir un principio malo separado, puesto que lo que no tiene materia es pura forma. La causa de todos los bienes es el Bien mismo.

El primer motor inmóvil que es la fuente de todo movimiento es la causa final, la causa última de la actualización de la potencia, o sea, la causa de que la bondad llegue a realizarse.

Actualmente la ciencia sabe que el ADN contiene toda la información necesaria de cualquier organismo desde que comienza a existir.

La acción de cada individuo de una especie permitirá la realización de su potencial.

Categorías: Filosofía Griega

2 comentarios para “Filosofía de Aristóteles”