Filosofía

Inicio Grandes Filósofos Vida de Sigmund Freud

Vida de Sigmund Freud

Publicado por Malena

Sigmund Freud nació en 1856 en Freiberg, localidad de Moravia, cerca de Viena, capital del entonces imperio austrohúngaro que actualmente pertenece a la República Checa.

Su familia era judía pero él fue ateo militante. Su padre había se casó por primera vez a los 17 años y tuvo dos hijos varones que emigraron a Gran Bretaña.

Vida de Sigmund Freud

A los 40 años enviudó nuevamente y volvió a contraer matrimonio por tercera vez con la madre de Sigmund Freud, veinte años menor que él.

Cuando Freud cumplió dos años tuvo un hermano que falleció a los seis meses y que dejaría en él un germen de culpabilidad.

La crisis económica y los disturbios antisemitas obligó a la familia a emigrar, primero a Leipzig y luego a Viena, donde vivió hasta el año 1938, para trasladarse a Gran Bretaña.

A los 10 años Freud ya tenía otros seis hermanos, pero por ser el primogénito recibió un especial trato de su madre.

En este sentido Freud pudo reconocer en carne propia que los hijos preferidos por sus madres tienen en la vida una actitud de mayor optimismo y más confianza en ellos mismos.

Para Freud los hechos fundamentales que marcan la existencia son el amor por la madre y la rivalidad con el padre, el incesto y el parricidio, la interrogación sobre la sexualidad que dominó su obra y la ambición que fue su principal motivación.

Recibió una excelente educación aunque la familia no gozara de una alta posición económica, y se recibió de médico, a los 25 años con la especialidad en Neuropatología, específicamente en parálisis infantil, afasia y otras disfunciones del lenguaje.

En aquella época la discriminación racial no le permitía ejercer su profesión en hospitales ni enseñar en la universidad; por lo cual se decidió a atender pacientes en su consultorio aunque su deseo fuese la investigación científica.

Influenciado por Breuer que utilizaba la hipnosis con sus pacientes, Freud adoptó su misma hipótesis del trauma como etiología y el uso del método catártico para la cura (hacer que el paciente reviva el trauma para que desaparezcan los síntomas), descubriendo que la vivencia traumática consistía en abusos sexuales que la paciente había sufrido en el pasado, considerando este caso como una histeria de conversión, afección que transforma los conflictos emocionales no conscientes en fenómenos somáticos.

Freud se dio cuenta que el psiquismo profundo se expresaba a través de síntomas corporales, por lo que confirmó que la verdadera causa de muchas aparentes patologías orgánicas era psíquica.

En 1885, consiguió una beca para estudiar con Charcot en París, quien realizaba experimentos con pacientes histéricas.

Mediante sugestión hipnótica lograba la desaparición de los síntomas y pacientes que estaban paralizadas podían pararse y caminar durante las sesiones de hipnotismo.

Pero pronto Freud constató que las curas así logradas eran sólo temporales, y buscando una cura definitiva cambió la hipnosis como método terapéutico por la asociación libre, o sea que recostando al paciente en un diván, fuera del alcance de su vista, e incentivándolos a hablar de lo primero que les viniera a la mente.

Freud confesó que nunca prestó atención a las mujeres y que sólo se enamoró a los 17 años de una chica con la que nunca estableció ninguna relación. Utilizó su propia vida para autoanalizarse y para inspirarse en la elaboración de sus futuras teorías psicológicas.

A los 25 años Freud se enamoró de Martha Bernays y mantuvo con ella un largo noviazgo antes de su casamiento. Tuvo seis hijos, la mayoría mujeres.

Finalmente, en 1886, Freud se casa con Martha con quien tiene seis hijos, tres niñas y tres niños.

En 1923 el tabaco le produjo cáncer de maxilar y paladar y fue sometido a 33 operaciones logrando sobrevivir muchos años.

Recibió en1930 el premio Goethe y en 1938 se traslada con su familia hacia Londres debido a la persecución nazi.

Freud falleció en 1939, víctima de su enfermedad.

Categorías: Grandes Filósofos